Web no oficial de la feria taurina de Pamplona…

Taurconfesionario

La trastienda

 

Publicado en Diario de Navarra el 10 julio 2011

Puyazo alevoso (foto: Diario de Navarra)

 

Pues sí Padre, en esta plaza nos gusta Joselillo. Y mire, aunque estemos aquí bajo secreto de confesión, no creo que merezcamos ninguna penitencia.

Porque ya sé Padre, que para fardar de buen aficionado lo mejor es hilar fino, pero es que hay días que uno prefiere mirar las cosas por el lado más claro.

Y dándole vueltas, por muchas cosas que manden los cánones, el que nos guste Joselillo no es un pecado vergonzante. Porque mire usted, a una plaza se va a ver la lidia de los toros. Y si no, como estamos en fiestas, ya nos divertiremos de otro modo. Y cuando uno ve los tendidos de sol llenos coreando el nombre de un torero, se le quitan todas las penas. Se le olvida, por momentos, tanta sensiblería y pasotismo, tanto mirar por la muerte digna de los animales y tan poco por la integridad física de los toreros.

Padre, cuando escucho lo del illlo illo, me viene a la cabeza los héroes que han salido de esta plaza, que han sido de todo tipo y condición. De Manili a El Viti, pasando por Emilio Muñoz. Y cada uno hacía y deshacía, pero lo hacían delante del toro.

Padre, creo que debiera ser indulgente con nosotros: quien se anuncia delante de una corrida de Dolores Aguirre, se le debe exigir darlo todo. Y si sale buena, se mueve y embiste, no vale decir que nos gustaría ver esos toros en otras manos. Los éxitos, o fracasos, son para los que tienen arrestos de anunciarse en ella. Y Padre, si hiciéramos casos a los toreros estetas, metidos ahora a semiculturetas, esos para los que no entramos en su agenda, los toros de Dolores Aguirre estarían fuera de nuestra feria.

Y si así fuera, nos hubiéramos perdido una corrida como la de ayer Padre, donde los toro no nos dejaron caer en el aburrimiento. Y si no fuera porque ahora está usted tan políticamente correcto, le diría que la corrida fue una tía, y Joselillo estuvo hecho un tío, pero no se lo digo porque me caerán tres avemarías, que en este confesionario no caben comentarios de machos.

Padre Impónganos un castigo por hacer el pata, por arrojar objetos, por ignorar grandes faenas. Péguenos un pescozón por tanto ruido y tanto charangazo a destiempo. Álcenos la voz por tanto objeto arrojado al ruedo, repréndanos por haber descubierto que los toros sangran y mueren y eso nos parezca feo.

Pero no nos largue una encíclica por aclamar a Joselillo que, cuando los demás se borran el se apunta, cuando los demás se van, él se queda y cuando sale el toro él se pone.

La Feria del Toro se defiende en el ruedo, en el tendido y en los despachos. Y Joselillo cumple con lo pactado.

Be Sociable, Share!
Etiquetas: ,

Una respuesta a “Taurconfesionario”

  1. [Feriadeltoro.net] Taurconfesionario http://bit.ly/pablOA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *